sábado, 17 de octubre de 2015


CRISÁLIDA

Cuando se queda en silencio mi lápiz
en mi corazón una crisálida de sueños
está a punto sus alas nuevas abrir.

Cuando mi palabra se vuelve invisible
mi corazón está tejiendo en el viento
para atrapar golondrinas y violines.

Se van de polizonte todas las musas
Y en la noche abandonado me quedo,
anclado a los muelles salados de la luna.

Nada tengo para retenerla en mis versos
solitaria lágrima se fuga de mi nostalgia,
yo riego con ella las rosas de mis huertos.

El viento va podando y podando los árboles
hojarasca es su sollozo breve en la tarde
soy una hoja más en sus manos de áloe.

Cuando tu boca cereza me niega los besos,
y me ocultas la tibieza de tu piel a mis ojos,
de frío, de sed y de hambre solo me muero ¡¡

Sin aviso en el cielo llegas a mi desnuda
sin un por qué o hasta cuándo y silenciosa
te me entregas entre  mieles libadas de luna.


©WalterPineda™
Publicar un comentario en la entrada